«La palabra innovación asusta a los empresarios»

0
380

Carlos Baradello, Ph.D, profesor de la Hult Business School, creador del Programa Silicon Valley Immersions visitó ESPAE, la Escuela de Negocios de la ESPOL.

El experto dictó clases de transferencia de tecnología y comercialización de la innovación a los alumnos del EMBA 20, y realizó una conferencia sobre las Lecciones de Silicon Valley. Conversamos con el catedrático para que nos dé su impresión sobre este campo que hoy marca tendencia en todos los ámbitos.

¿La clase dictada a los alumnos de ESPAE EMBA 20 sobre qué se centraba?

Sobre todo en las dificultades que tienen las empresas exitosas establecidas de seguir los pasos de las tendencias tecnológicas y la vulnerabilidad que tienen con respecto a las startups, empresas jóvenes dinámicas y en particular a las unicornios que crecen a velocidades extraordinarias y no pueden seguirle el paso.  El concepto unicornio hace referencia a aquellas compañías que consiguen un valor superior a los 1,000 millones de dólares en su etapa inicial.

En medio de este panorama las empresas establecidas y exitosas se quedan descolocadas y mueren. Cabe resaltar que es un fenómeno global.

Y  ¿qué pasa en Silicon Valley?

Es el ecosistema más desarrollado del mundo. Un lugar sumamente particular donde constantemente se prueban los límites. Límites en crecimiento de negocios, de uso de tecnología de vanguardia, de atacar mercados globales. Es impresionante, todas las semanas aparecen empresas nuevas y muchas logran ser iconos globales como Twitter, Facebook y Google, entre otros.

¿Por qué no se ha creado un Silicon Valley latino?

Allá se han dado condiciones óptimas en cuanto a las facilidades para crear empresas:  grandes universidades, el marco legal, la disponibilidad de dinero, mecenas, inversionistas, todo eso confluye.

¿Cuáles serían las lecciones de Silicon Valley?

La gran lección para América Latina es no tener miedo al fracaso. Mientras que en Silicon Valley está bien visto, es un honor y valoriza la experiencia de la empresa, en América Latina se lo ve como una pérdida.

¿A qué apuesta Silicon Valley?

A encontrar unas dosis de tecnología que cubra las necesidades en el mercado y que encadene al producto y al mercado. Eso da la posibilidad de éxito.

¿Cómo se puede innovar en las empresas?

A las empresas exitosas establecidas cada vez les cuesta más innovar.

¿Es más difícil innovar cuando la empresa es familiar?

Indudablemente. La empresa familiar tiene características particulares como lazos afectivos y el mito de que puede terminar en la tercera generación. Creo que, en general, estas empresas tienden a ser más conservadoras y ese patrimonio lo ven como un legado, por lo tanto no arriesgan demasiado. Pero el gran riesgo es no hacer nada. La palabra innovación asusta a los empresarios.

Es que se piensa: Si todo ha ido bien hasta ahora ¿por qué hay que hacerlo de otra manera?

La gran diferencia entre los abuelos y los padres es la velocidad del cambio. Los cambios se precipitan a otra velocidad. En la última década se han dado cambios abismales desde la aparición del smartphone y los próximos años serán mucho más veloces.